COMPARTIENDO APRENDIZAJES DE MUJERES EMPRENDEDORAS DESDE AMÉRICA LATINA

La Economía Social y Solidaria y las nuevas tecnologías en los emprendimientos

El pasado viernes 9 de Octubre Economistas sin Fronteras Euskadi y la Asociación de profesionales residentes en el País Vasco, en continuidad con los encuentros de intercambio y formación para emprendedoras y emprendedores en Bilbao, organizamos un nuevo encuentro en torno a La Economía Social y Solidaria y las nuevas tecnologías en los emprendimientos: compartiendo aprendizajes de mujeres emprendedoras desde  América Latina.

El interés principal de este encuentro, se concreta en el intercambio de aprendizajes obtenidos por mujeres emprendedoras en América latina y mujeres con interés de emprender o con emprendimientos en curso en Bilbao.

En el encuentro, las ponentes Gladys Sánchez, Maritza Duque y Nathalia Ángel, tres mujeres con formación y experiencias diferenciadas en el proceso de emprender, así como en sus trayectorias personales y profesionales, compartieron con las asistentes sus experiencias como mujeres emprendedoras.

El diálogo entre ponentes y asistentes fue continuado durante todo el encuentro, permitiendo consensuar los siguientes puntos como claves para alcanzar el éxito en el emprendimiento:

-Perseverancia y actitud positiva:

Emprender es un ejercicio difícil que requiere constancia y amor por lo que una hace. Lo que se invierte a medio y largo plazo no se recibe de inmediato, pero si se trabaja con  esmero y dedicación el proyecto se hace viable y sostenible. “Amar lo que uno hace”, “crear y creer”, “tener fe en algo que crees posible y que está en tus manos alcanzarlo”, son expresiones recurrentes en las intervenciones realizadas.

-El uso de las nuevas TIC:

El uso de las nuevas herramientas tecnológicas es esencial para el desarrollo de los emprendimientos. Sobre todo en un escenario como el actual, las redes sociales son trampolines a la hora de poner en marcha un negocio.

Redes sociales como Facebook e Instagram fueron señaladas como las más usadas y las que brindan mayores ventajas para la venta y publicidad de los productos. Además de ser las que permiten encuentros con mayor facilidad de carácter colaborativo, ya que se pueden recomendar otras páginas, contactos, identificar modelos de negocios afines, eventos programados, así como llegar a personas en el campo específico de nuestro interés. Asimismo, Youtube fue otro de los grandes protagonistas como plataforma de aprendizaje autodidacta. A través de guías y tutoriales de fácil acceso, las emprendedoras pueden ampliar su formación en el manejo de redes sociales.

 

– Trabajo en red y el capital social:

El trabajo colaborativo se evidencia como valor estratégico para la transformación social y como necesidad real, dadas las condiciones deficitarias en las que se desarrollan la mayoría de los emprendimientos, ya que permite optimizar recursos, cualificar y potenciar procesos y ganar aprendizajes. “Las ideas son de quien tiene la capacidad de ponerlas en marcha” afirmaba una ponente, haciendo mención al “miedo”, “desconfianza” o “temor” que algunas personas tienen de compartir sus ideas, y como este temor les impedía conocer nuevas personas o acceder a diferentes recursos (materiales o simbólicos).  “Contar a otros y escuchar lo que piensan” es fundamental para afianzar las propuestas,  y de esa forma tener más posibilidades de éxito.

Para las emprendedoras es fundamental contar con un alto capital social, lo que se traduce, en poder tejer una red de amigos y conocidos, a los que podamos acudir en caso de necesitar algún tipo de asistencia “siempre alguien conoce a alguien que nos puede ayudar”, señalaban en el encuentro.

Factor diferenciador

Qué me diferencia a mí, o a mi emprendimiento del resto de los modelos que conozco o de los otros emprendimientos. Identificar este factor, requiere de disposición para la reflexión, investigar e indagar; conocer el mercado y el contexto, así como los modelos de negocio que se pueden ajustar mejor a mi proyecto.

-La Economía Social y Solidaria (ESS):

Cada una de las ponentes planteó en sus proyectos cuáles eran los retos asociados a la sostenibilidad de la Vida y la sostenibilidad del Futuro como una responsabilidad conjunta, retos como:

 -ayudar a mujeres a salir círculos de violencias con los recursos disponibles

-utilización de materiales reciclados

-ofrecer formaciones gratuitas y voluntarias

-intentar desarrollar y gestionar “pequeños ecosistemas económicos” como prácticas solidarias y de optimización de capital social y humano

-desarrollo de mercados de trueque e intercambio en experiencias asociativas y de aprendizaje como un lugar común que orienta de mejor manera la consecución de los objetivos propuestos.

La ESS no es algo en lo que haya que pensar, son las motivaciones principales por las que se emprende dado el carácter local, personal, y situado de los proyectos de emprendimiento. El ejercicio de emprender impone el desarrollo de procesos colaborativos y de apoyo solidario, de acuerdo a la visión de las experiencias presentadas.

El encuentro finalizó con la puesta común entre ponentes y asistentes de las fortalezas, necesidades y retos a los que se enfrentaban en su carrera hacia el emprendimiento.

Aquí tienes el vídeo resumen del encuentro:

El próximo 6 de Noviembre tendrá lugar un nuevo encuentro de emprendimiento con experiencias de América Latina.  Si tienes una idea de negocio o simplemente quieres formarte, guarda la fecha e inscríbete aquí: ecosfron.euskadi@ecosfron.org. ¡Te esperamos!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.